Y ahora que el sistema educativo alteró los articulos 3 y 73 de la constitución para incluir la palabra calidad en el texto y justificar cambios que en la práctica no lograrán cambio alguno es importante contextualizar bajo una nueva mirada lo que en realidad significaría una reforma educativa.